Lunes 20 de Mayo de 2024

Hoy es Lunes 20 de Mayo de 2024 y son las 09:19 -

SALUD

4 de abril de 2024

Dengue: el 85% de las consultas en el Hospital de Niños es por fiebre

Desde el nosocomio infantil indican que se debe concurrir con los niños ante los primeros síntomas, porque el virus es dinámico.

El impacto del dengue en la población infantil preocupa al sistema de Salud y piden especial atención con los pequeños a partir de los primeros síntomas que hagan pensar que puede ser dengue. Días atrás impactó el fallecimiento de un niño de 13 años sin patologías previas y ante ello aconsejan concurrir de inmediato al médico cuando los chicos tienen síntomas como fiebre. De hecho, en las últimas semanas la concurrencia por guardia se incrementó a más de 350 ingresos por día, de los cuales el 85% son síntomas de dengue, entre ellos fiebre inespecífica y dolor de cuerpo, lo que puede dar como resultado haber sido alcanzado por la picadura de un mosquito infectado.

La médica infectóloga pediatra Patricia Carrizo, jefa de Departamento del Hospital de niños Eva Perón, dio a conocer que están ocupados y preocupados de cómo se presenta el dengue en los niños.

Dijo que se presenta de diversas maneras según la edad, ya sea lactante, niño o adolescente y que por eso se analiza cada caso por presentarse diferentes.

“En el niño más grandecito, en el adolescente, el dengue en pediatría se presenta como lo que vemos en el adulto, que por lo general es fiebre, dolor de cabeza, dolor de cuerpo, dolor muscular, dolor retroocular, cansancio. En cambio, en los niños más chiquitos no tienen tanto esa manifestación, sino que es un cuadro febril, que uno dice un síndrome febril inespecífico, que por ahí tiene llanto, irritabilidad, fiebre, puede tener náuseas, vómitos, diarrea.

Después de pasar por una fase crítica, que es cuando baja la fiebre y ya no tiene, uno tiene que estar más alerta, porque pueden aparecer complicaciones y hacer lo que uno dice trombo del dengue. Las complicaciones son dificultad para respirar, porque se le extravasa líquido, o sea, se le junta líquido en lugares donde no debería estar. Entonces, eso hace que tengan un shock hipovolémico, por ejemplo, que uno lo va a ver, el chico que está más letárgico, más cansado, con extremidades frías, taquicárdico, ese chico puede tener un síndrome de dificultad respiratoria, porque el líquido pasa al espacio en el pulmón y el tórax y eso hace que tengan dificultad para respirar”, explicó la médica en Radio Nacional.

En cuanto a si los síntomas se consideran en principio asociados a otras enfermedades como resfriado o laringitis, entre otras, la doctora Carrizo dijo que a diferencia de un resfriado el dengue no da rinitis, estornudos o mocos.

“Por ahí en el más grandecito sí va a tener un síndrome tipo gripal, que es la fiebre, el dolor de cabeza y de cuerpo. Puede que duela un poco la garganta, pero a diferencia de una gripe o de un resfrío, no tiene esos síntomas respiratorios de estornudos, lagrimeos, mocos.

Con respecto a los síntomas respiratorios, también del resfrío, de la gripe, de influenza, esto no se transmite de persona a persona, digo por los colegios, por la escuela. Sí, para prevenir, uno a partir de los 2-3 meses puede usar el repelente que conocemos, que es el que tiene Icardina, que uno por ahí lo ve de tapa naranja, tapa verde. Lo mejor sería, si uno va a estar al aire libre, ponerle ropa que lo cubra, porque por ahí esto de poner el repelente y reponerlo, uno pierde ese registro de la hora que se lo colocó”, resaltó.

Sobre las recomendaciones en este tiempo de brote de dengue en la provincia, la doctora dijo que lo importante es que todos consulten y concurran a los centros de salud para que sea visto por un profesional, para que le diga esto puede ser dengue, sí o no.

No hace falta un estudio de laboratorio para confirmar que tengo dengue. Ante los síntomas clínicos que presentan, uno ya habla de diagnóstico por un nexo clínico epidemiológico, o sea que la epidemiología la tenemos, pero el personal de salud es el que le va a decir por esta clínica sí puede ser dengue, le confirmo que es dengue y tiene que hacer tal y tal cosa.

No quedarse en su domicilio pensando que si es dengue, se me va a pasar. El dengue es muy dinámico, o sea la enfermedad, uno puede estar febril un día, dos días y al otro día empezar a presentar complicaciones y ahí nomás puede tener un desenlace fatal. No es lo más frecuente, pero sí hay que estar atentos, porque por ahí uno ya llega tarde cuando se desencadena el shock.

En cuanto a los ingresos al Hospital de Niños Eva Perón, indicó que “tenemos muchísimas consultas, mucho más que las que uno suele ver en el invierno, ahora estamos viendo muchas consultas, 300, 350 niños por día. No tanto internación, pero sí muchísimas consultas. Y está bien que consulten, pero también hay que saber hacer un uso racional de la guardia del hospital de niños.

No necesariamente se confirma con un laboratorio, esto también que quede claro, porque por ahí vienen al hospital a buscar un laboratorio.

Si el médico lo amerita por la clínica que presenta el niño, se le pide. O todos los pacientes que se internan, moderados también, se le pide. Actualmente tenemos niños internados y la consulta ambulatoria hasta en un 80-85% es por síndrome febril inespecífico, que es una sospecha de dengue.

Se internan más que todos los niños que tienen algún factor de riesgo, o sea, que el chico que tenga sobrepeso, obesidad, asma, alguna patología de base que uno puede predecir que tenga mayor riesgo de complicarse. Los niños más pequeños también y por lo general se internan por vómitos persistentes, no toleran vía oral”, remarcó la médica consultada. n

Estar atentos

Es crucial prestar atención a síntomas como fiebre, dolor de cabeza y detrás de los ojos, dolores musculares y articulares. Síntomas gastrointestinales, como náuseas, vómitos y diarrea.

COMPARTIR:

Comentarios